banner-cobro-morosos

El impago de facturas es una realidad que siempre ha estado ahí, pero desde estos casi dos años de pandemia se ha extendido a niveles preocupantes, tanto en el ámbito personal como empresarial.

Parece que por fin se está empezando a ver la luz al final del túnel y los niveles de morosidad están empezando a descender tras meses al alza, aunque este tema siempre es delicado y hay que estar muy vigilantes. También es un tema que varía según sectores, ya que hay algunos que se ven más afectados que otros por los impagos.

¿Las facturas impagadas se pueden evitar?

Hoy queremos arrojar un poco más de luz sobre este tema y, sobre todo, ofreceros algunos consejos para que el proceso de recobro de las facturas impagadas sea lo más sencillo posible.

No se puede garantizar totalmente que un cliente te vaya a pagar una factura, pero sí puedes hacer lo que esté en tu mano para evitar trabajar con particulares o empresas cuya reputación financiera no sea precisamente ejemplar.

La mejor manera de acceder a información fiable sobre la solvencia económica de un cliente potencial es accediendo al registro de morosidad online del fichero ICIRED. Es totalmente online y permite saber si un particular, una empresa o un autónomo está incluido en un fichero de morosidad.

Es una herramienta que resulta de gran utilidad y a la que cada día acceden miles de empresas de diferentes sectores, especialmente del ámbito financiero, para conocer si un cliente o posible cliente está incluido en un fichero de morosidad y, en ese caso, negarle el acceso a sus servicios o cambiar las condiciones del mismo.

Cómo se pueden cobrar las facturas impagadas

Cuando se produce el impago de una factura, los nervios empiezan a hacer acto de presencia. Hoy os traemos 5 consejos que esperamos os sean de utilidad para cobrar las facturas impagadas y resolver la situación de la manera más rápida y satisfactoria posible.

  • Lo ideal, empezar por las buenas, como es lógico. Sabemos que, sobre todo en el caso de autónomos y PYMEs, ponerse a llamar o visitar clientes para pedirles que abonen las facturas impagadas supone una gran pérdida de tiempo y energía que se le resta al negocio en sí, ya que, normalmente, no se cuenta con personal especializado en recobros ni se dispone de recursos para ello. Pero es la mejor estrategia para empezar, ya que es la más cercana y sencilla, aunque en muchas ocasiones sea complicado obtener resultados.
facturas impagadas

Un consejo extra: siempre que puedas, hazlo todo por escrito por medios que, a ser posible, dejen fehaciencia de su envío y recepción, ya que en el caso de que tengas que iniciar trámites legales, podrás aportarlos como pruebas de que se le ha realizado la reclamación del impago de varias maneras y durante un periodo de tiempo más que razonable.

  • Otra posibilidad es intentar llegar a un acuerdo extrajudicial de pagos. En este caso, el objetivo es negociar para llegar a un acuerdo que resulte lo más beneficioso posible para ambas partes implicadas, tanto el deudor como el acreedor o acreedores. El acuerdo extrajudicial de pagos es un procedimiento recogido en la Ley Concursal para intentar solventar este tipo de situaciones sin tener que llegar al procedimiento concursal que alarga el problema en el tiempo y lo encarece mucho más todavía. A este tipo de procedimiento se puede acoger toda persona natural, jurídica o empresarial, aunque existen ciertos límites en cuanto a las cantidades de las deudas contraídas (por ejemplo, en el caso de las personas naturales, la deuda no puede superar los cinco millones de euros).
    En el caso de las empresas, no pueden acogerse, ya que tienen una herramienta más específica, como es ir directamente al concurso de acreedores.
  • Contrata los servicios de una empresa de reclamación de impagos online. Olvídate de perder más tiempo, energía y dinero (que es el quid de la cuestión) y confía en profesionales para cobrar tus facturas impagadas. En ICIRED te ayudan y orientan durante todo el proceso para facilitar el cobro de tus impagos con profesionalidad y siempre conforme a la legalidad vigente.
  • Olvídate de empresas de recobro poco respetuosas con la legalidad. Pese a algunas de esas empresas son muy populares desde hace décadas y sus prácticas se mueven en los límites de lo legal, respecto a la LOPD (Ley Orgánica de Protección de Datos) sí que existen ciertos aspectos cuestionables. Es totalmente legítimo reclamar tus deudas, pero en muchos casos, y existe jurisprudencia al respecto, se consideran intromisiones al honor y a la intimidad ciertas acciones que pueden ser excesivas o consideradas como un acoso.
  • Recopila toda la documentación posible para poder reclamar la deuda. Para que se pueda proceder a incluir los datos de una persona o empresa en el fichero ICIRED es necesario argumentar la deuda con datos sólidos y fiables. Así que toda documentación al respecto será de gran utilidad. Desde albaranes hasta facturas, pasando por hojas de pedido, presupuestos aceptados u otros documentos formales que se usen habitualmente en el ámbito mercantil de que se trate, en los que se pueda verificar la existencia de la relación entre ambas partes y el incumplimiento de la deudora. 
facturas impagadas

Preguntas frecuentes

  • ¿Cómo funciona un fichero de morosidad online?
    Es muy sencillo. Solo tienes que registrarte en la página web de ICIRED y facilitar una serie de datos personales necesarios para continuar con el proceso. A continuación, tendrás que solicitar la inclusión en el fichero ICIRED de la persona o empresa que te deba dinero, para lo que tendrás que argumentar debidamente que en efecto existe la deuda. Para ello, es necesario aportar toda la documentación de la que dispongas en la que aparezcan los datos de ambos (tanto los tuyos como acreedor como los de la parte deudora), así como el concepto que ha motivado la deuda (prestación de servicios, venta de materiales o productos, etc.).
  • ¿Quién puede acceder a la información que aparece en el fichero? Cualquier persona con un interés legítimo puede realizar una consulta a un fichero de morosidad. En el mismo puedes acceder a los datos de empresas y autónomos que tienen deudas pendientes de diferentes tipos, lo que resulta muy útil a otros usuarios para conocer la reputación financiera y la solvencia de estas empresas. Es una herramienta muy útil para evitar facturas impagadas.
  • ¿Durante cuánto tiempo pueden aparecer datos de un moroso en un fichero de morosidad?
    La legislación vigente recoge que los datos de personas físicas que aparecen en un fichero de morosidad pueden mantenerse publicados durante un máximo de 5 años a contar desde el vencimiento de la deuda, momento en el que se deben eliminar de la lista. Esto no significa que la deuda haya prescrito, ya que, mientras no se abone, la deuda seguirá existiendo, pero los datos no podrán permanecer más tiempo.
  • Si la deuda se abona, los datos se deben eliminar del fichero de morosidad a la mayor brevedad, bien a petición de la parte acreedora, bien porque la parte deudora así lo solicite justificando debidamente el pago de la factura o facturas pendientes.

¡Regístrate ahora y publica al moroso en el fichero de morosidad de ICIRED!

banner-agaz-cuadrado