Tipos de embargo de bienes por deudas, ¿por qué se producen en cada caso?

0
6347
Tipos de embargo de bienes por deudas, ¿por qué se producen en cada caso?
banner-agaz-cuadrado

El embargo de bienes por deudas se produce en algunos supuestos en los que el deudor no satisface una cantidad a deber. En estos casos, se activa la maquinaria judicial para aplicar los supuestos adecuados según la legislación española. Se trata de una situación de mucho estrés y ansiedad, por lo que es importante conocer qué hacer ante esta situación y qué opciones tiene el deudor para evitarla.

Los embargos de bienes pueden producirse por las deudas propias o por las ajenas. Aunque el procedimiento para llevarlos a cabo es similar en ambos casos, conviene conocer sus diferencias.

Embargo por deudas propias

El embargo de bienes que se produce por una deuda propia es el supuesto más habitual. Y está relacionado con compromisos que el deudor ha suscrito con el banco o con cualquier empresa, y que por un motivo u otro es incapaz de pagar.

En estos casos, lo normal es que antes de producirse el embargo se procedan a otros métodos menos drásticos para el reclamo de deudas. Por ejemplo, la lista de morosos de ICIRED o el servicio que prestamos a empresas y particulares para el reclamo de impagos.

Si finalmente el caso se lleva a juicio y el deudor no puede hacer frente al pago con los fondos de su cuenta corriente, tendrá que hacerlo con otros fondos o con su patrimonio.

Recuerda que el embargo sólo puede ser decretado por instancia judicial o de oficio por parte de organismos dependientes de la Administración.

En este tipo de deudas con terceros se incluyen las facturas de compra de bienes o de suministros.

El caso más habitual de esta categoría son las deudas con Agencia Tributaria o con la Seguridad Social.

Embargos por deudas bancarias

Cuando una persona o entidad tiene deudas bancarias, uno de los supuestos más habituales es proceder al embargo. De hecho, ya se indica en cualquier préstamo o crédito que se firme.

En el caso de la hipoteca, el impago de una deuda supone el embargo directo de la vivienda, lo que se denomina como ejecución.

Embargos de bienes por tener deudas con la tarjeta de crédito

Aunque es menos habitual por tener normalmente las tarjetas unos límites bajos, puede darse el caso de que se produzca un embargo por tener deudas con el saldo de la tarjeta de crédito.

En estos casos puede ser interesante proponer la reestructuración de la deuda con un pago fraccionado de la misma.

Embargo de bienes por deudas ajenas

Así es, también porque otras personas tengan deudas podemos sufrir un embargo. Además, estos son muy comunes y se dan en tres casos: Cuando se es avalista, cónyuge o por una herencia.

En estos casos la deuda puede recaer en ti por no poder cobrar al deudor principal o porque se ha aceptado expresamente hacerse cargo de la herencia.

En el caso de ser avalista y que la persona que pidió un préstamo o crédito no responda a las cuotas, puede iniciarse una negociación para que el avalista afronte las deudas. Si no se hace negociación, se procederá al embargo.

Por otra parte, el embargo de bienes por herencias nunca es a priori. El heredero puede conocer antes el estado de la herencia. Y en caso de que se acepte la deuda y no se pueda pagar, puede procederse a un embargo. Aunque si se rechaza, el heredero no tendrá que hacerse responsable del gasto.

En cualquier caso, los acreedores o terceros prefieren cobrar tarde a no cobrar, por lo que se recomienda negociar y llegar a algún tipo de acuerdo o pago fraccionado antes de proceder al embargo.

banner-agaz-cuadrado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.